Home Page Image
 

Edicion 2017

 

Selección de textos y documentos:

Doralicia Carmona Dávila

 

© Derechos Reservados
ISBN 970-95193

El contenido de la Memoria está a disposición como apoyo didáctico para los docentes de historia. Solicítelo en el siguiente enlace:

Solicitud de Descarga

Contacto:
MemoriaPoliticadeMexico@gmail.com

 

Comentarios:
MePolMex@gmail.com

 
 
 
 


1951 Ciudadanos con algo de dignidad. Notas. Francisco J. Múgica.

Mayo 16 de 1951

 

Aquí estamos ante la agresión oficial. Habrá exponentes mientras haya ciudadanos con algo de dignidad y aunque sea una pequeña dosis de amor a la patria. ¡Ave Fénix, Oh pueblo!

A la defensa política de las instituciones se le llama delito de disolución social; al desacato constitucional se le llama "labor de estadistas"; a la imposición descarada "función democrática"; a la rebelión pública contra el artículo 130, 3º. y 5º. de la Constitución se le llama Congreso Misional; aplaude a sus actores aunque sean extranjeros haciendo política en tierra ajena y se les alienta en su labor de subversión, de franca violación de la ley y se les protege a cambio de alabanzas vergonzosas y de criminal consigna de sumisión popular.

Fondo del Congreso: fanatizar, medrar, parasitar ampliamente América para que viva el zángano religioso.

Un mil y medio de millones de paganos van a ser convertidos; ¿a una religión que sólo cuenta con 200 millones de católicos, que sólo prospera cuando la protege el gobierno y sólo sirve para apaciguar las rebeldías populares, condenar el progreso humano y favorecer el imperialismo?; todo el sacerdocio de Baja California es italiano (bajo el mando de Elio Sassella y al amparo de doña Estella P. viuda de Meismann). ¿Qué todas estas actividades no son disolución social? ¿No van contra nuestro pacto? El embudo en todo su apogeo para los mexicanos: los sacerdotes mexicanos ninguneados aun en las filas de la jerarquía; los ciudadanos oposicionistas presos o perseguidos o dispersos...

¡Plaza guadalupana!, ¡albazo episcopal y presidencial!, ¡santísimo, tradicional, auténtico!, ¡menosprecio de nuestro código supremo!

Torbellino nupcial, culminación regia de un complejo de inferioridad deprimente. Príncipes herederos de un monarca absoluto o de otro Franco, amamantado entre sotanas, mitras y birretes.

Declara el general don Lázaro Cárdenas...

Comentarios y aclaraciones.

Caravanas: la del hambre, de la gratitud, la de la ignominia. Pan, harina, arroz, maíz, fríjol (estudio de la Cámara de Transformación) en dosis mínimas de hambre per cápita. Lo ignoran los bien comidos, los que tienen fuera de México dos mil millones de pesos y algo más.

Elementos para el discurso de hoy, 16 de mayo de 1951.

Ojo en social de estos actos: agrupar a los ciudadanos; ponderar la importancia de las doctrinas y los hombres; eficacia y fuerza de las ideas para unir y luchar. Demagogia de la Iglesia: evangelizar con extranjeros a los nativos (Baja California). Padre Elio Sassella.

Padre superior de los misioneros informará hoy en San Felipe y a doña Estella P. viuda de Meismann. Ofensa a un pueblo culto de unos analfabetas, carga social para una región empobrecida y despoblada, contra la [ ... ] que recibe la actividad religiosa a los nativos parecida a la de la época colonial.

El potrero de El Llano; actitud de los aliados de México en esta época. Resultados de la guerra: económicos, sociales, políticos, se consolida el régimen colonial y se aumenta otro. ¿Qué hace la América española? Ceder, esperar, apaciguar.

Vista Hermosa [¿Michoacán?]. Parálisis del problema agrario, regresión al latifundio, encomiendas paulatinas y las últimas publicaciones del departamento agrario; el ejido sigue invadido por los fraccionamientos y por las ocupaciones, por los despojos y repartimientos entre favoritos (Matamoros-Caborca-Sonoita [sic ]-Acapulco-Guadalajara-Distrito Federal).

Se finge protección al pueblo con migajas y créditos a corto plazo, garantizados con el estanco, el precio tope y la intervención de la cosecha.

Alerta, ciudadanos, sólo la oposición organizada, unida, puede obligar a los detentadores a rectificar.
¿De quién son las ideas antimonopolistas?, ¿y las de moralización?, ¿Y las de responsabilidad? De la oposición tomadas por el continuismo.

 

Nota: Ante la pervivencia de los problemas agrarios, el fortalecimiento de los grupos católicos y la habitual violación de la Constitución, el general Múgica abandonó su vida privada en Pátzcuaro, Michoacán, para unirse a la organización del Partido Constitucionalista Mexicano, que en 1951 apoyó la candidatura de Miguel Henríquez Guzmán a la presidencia de la república para el periodo 1952-1958. Estas notas, escritas en esa época, deben haber servido para algún discurso o para elaborar algún documento.

 

Fuente: Múgica Francisco J. Estos mis apuntes. México. CONACULTA. 1997. 195 pp.