Home Page Image
 

Edicion 2017

 

Selección de textos y documentos:

Doralicia Carmona Dávila

 

© Derechos Reservados
ISBN 970-95193

El contenido de la Memoria está a disposición como apoyo didáctico para los docentes de historia. Solicítelo en el siguiente enlace:

Solicitud de Descarga

Contacto:
MemoriaPoliticadeMexico@gmail.com

 

Comentarios:
MePolMex@gmail.com

 
 
 
 


1914 Telegrama de Zubaran Capmany a Carranza sobre los tres puntos fijados por Wilson a sus delegados en el ABC.

Washington, 5 de junio de 1914.

 

Señor V. Carranza:

La sustancia de la conferencia de anoche puede concretarse así: Este Gobierno desea el triunfo completo del constitucionalismo; no quiere que se suspendan las hostilidades, pero vería gustoso no se derramara más sangre ni se destruyera el país; los tres puntos (1) estrictos que me dio Lind aquí contienen el propósito de los Estados Unidos y son éstos: retira incondicional de Huerta; nombramiento por el constitucionalismo de un Presidente interino, el cual no figurará como candidato; hacer las elecciones sin fijar plazo; nombramiento de una comisión de tres personas nombradas por el constitucionalismo (una de ellas representante de la oposición), para vigilar las elecciones de Presidente y Vicepresidente a fin de que se verifiquen conforme a la Constitución.

Yo les manifesté que precisamente ése era el objeto de la Revolución y lo que el Plan de Guadalupe contenía en términos generales, en cuanto a los dos primeros puntos, y que respecto al tercero nuestras leyes electorales autorizaban una amplia vigilancia de las elecciones por agentes de los partidos políticos contendientes. La idea aquí es que usted explicase en alguna forma a la mediación que el propósito y la conducta del constitucionalismo están contenidos en estos tres puntos no para que la mediación nos postergue sino para que tenga conocimiento del fin que perseguimos; no pretenden una trasmisión que Huerta hiciera del poder a usted sino rendición incondicional, y que creen que si esto se procura por la mediación se ahorrará sangre y se resolverá el conflicto mexicano por la desocupación en breve tiempo de Veracruz, sin llegar a una conclusión. Les dije que una vez que la lucha haya cesado, todos nuestros actos estarían ajustados a la Constitución y que sería efectivamente.

Los expresados tres puntos contenían el objeto inmediato de la rendición, su realización no podríamos admitirla viniendo de la mediación porque vulneraba nuestra soberanía o porque ante el pueblo de México nos causaría desprestigio. En resumen, estoy seguro que tanto los Estados Unidos como los mediadores ahora desean nuestro triunfo completo pero gh repara (2) de ellos la forma de realizarse triunfo. Yo creo que la situación es delicada y merece toda la atención y consideración de usted porque puede resolverse en una crisis de la mediación y determinarse la buena disposición hacia nosotros con la malquerencia del ABC porque encuentra la solución del grave conflicto americano; puede asegurar que los Estados Unidos no desocuparán Veracruz amigablemente antes de que Huerta abandone el poder y lo que es peor, tal vez antes de que se restablezca el orden constitucional.

Todas estas ideas las precisaré mañana en conferencia con el señor Brown, comunicando a usted el resultado. Respetuosamente.

Zubaran

 

 

COMENTARIO AL DOCUMENTO

Este documento confirma la suficiencia del Gobierno americano para dictarnos el criterio al que debíamos ceñir nuestros actos políticos; y aun cuando el retiro incondicional de Huerta y el nombramiento de un Presidente interino eran puntos previstos en el Plan de Guadalupe, la conveniencia de su cumplimiento no atañía sugerírnosla a ninguna potencia o grupo de potencias extranjeras, por amigables y poderosas que fuesen. En cuanto a que una comisión mixta mexicana integrada por representantes de las opiniones partidistas mayoritarias vigilara las elecciones para establecer los poderes federales de la República, esto era tanto como indicarnos a qué normas electorales teníamos que ajustar la limpieza de nuestros comicios, igual que si México estuviera sujeto al mandato de los Estados Unidos. Ninguno de los tres puntos propuestos era aceptable proviniendo de quienes provenían.

Para presionarnos a discutir lo enunciado insinuaban los intromisores que Veracruz no sería evacuado por los marinos estadounidenses sino hasta que Huerta abandonara el poder; y que tal vez ni entonces se retirarían los invasores, pues quizá la desocupación tendría lugar hasta que el orden constitucional quedara restablecido, a juicio del Gobierno de Washington.

 

(1) Ver apostilla 15.

(2) Palabras en clave.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente:
Fabela, Isidro (Dir.) Fabela Josefina E. de (Coord.) Carranza, Wilson y el A.B.C. Tomo III. México. México. [Serie: Documentos históricos de la Revolución Mexicana, 14] México. [Comisión de investigaciones históricas de la Revolución Mexicana 1974] Editorial JUS. 1963.