Home Page Image
 

Selección de textos y documentos:

Doralicia Carmona Dávila

 
 
2017
 


1862 Decreto del gobierno. Declaraciones que deberán comenzar a tener efecto el día en que las tropas francesas rompan las hostilidades
Abril  12 de 1862

El ciudadano presidente de la República se ha servido dirigirme el decreto que sigue:

Benito Juárez, presidente constitucional de los Estados-Unidos Mexicanos, sus habitantes, sabed:

Que en uso de las facultades de que me hallo investido, he tenido a bien decretar lo siguiente:

Art. 1. Desde el dia en que las tropas francesas rompan las hostilidades, quedan declaradas en estado de sitio todas las poblaciones que aquellas ocuparen, y los mexicanos que quedaren en ellas durante la ocupación, serán castigados como traidores y sus bienes confiscados a favor del tesoro público, salvo que haya motivo legalmente comprobado.

2. Ningún mexicano desde la edad de veinte años hasta la de sesenta podrá excusarse de tomar las armas, sea cual fuere su clase, estado y condición, so pena de ser tratado como traidor.

3. Se autoriza a los gobernadores de los Estados para que expidan patentes para el levantamiento de guerrillas, discrecionalmente y según las circunstancias; pero las guerrilas que se encontraren en lugares distantes diez leguas del punto donde haya enemigos, serán castigadas como cuadrilla de ladrones.

4. Se autoriza igualmente a los gobernadores de los Estados para que dispongan, siempre que el caso lo exija, de todas las rentas públicas, y para que se proporcionen los recursos que necesiten de la manera menos onerosa posible.

5. Los franceses pacíficos residentes en el país, quedan bajo la salvaguardia de las leyes y autoridades mexicanas.

6. Sufrirán la última pena como traidores todos los que proporcionen víveres, noticias, armas, o que de cualquiera otro modo auxilien al enemigo extranjero.

Por tanto, mando se imprima, publique, circule y observe. Palacio nacional de México, a 12 de Abril de 1862. -- Benito Juárez.-- Al C. Manuel Doblado, ministro de Relaciones Exteriores y Gobernación.

Y lo comunico a vd. para su inteligencia y fines consiguientes.

Libertad y Reforma. México, etc. -- Doblado.

 

 

 

Dublán Manuel y José María Lozano. Legislación mexicana ó colección completa de las disposiciones legislativas expendidas desde la Independencia de la República. México. Imprenta del Comercio a cargo de Dublán y Lozano, hijos, 1876-1912. Docto. No. 5593

 

 

Circular de la Secretaría de Relaciones y Gobernación.
Se acompaña á los gobernadores de los Estados el decreto de esta fecha

 

Abril 12 de 1862

Cuando los dos ciudadanos ministros comisionados por el supremo gobierno iban á salir para Orizava con objeto de abrir las negociaciones iniciadas en los preliminares de la Soledad, se han recibido en el ministerio de mi cargo dos comunicaciones oficiales procedentes de los señores comisarios de las potencias aliadas. Una en que informan que en lo sucesivo cada comisario obrará independientemente de los otros, por no estar de acuerdo entre sí acerca del modo de llevar á efecto el tratado de Lóndres, y otra en la cual los señores Jurien y Saligny, representantes del Emperador, anuncian que las tropas francesas volverán á Paso Ancho para recobrar su libertad de accion, es decir, para comenzar las hostilidades contra las tropas de la República.

Por exigirlo así la importancia de esos documentos, se remiten á vd. ejemplares impresos de dichas comunicaciones y de la respuesta que á ellas ha dado el gobierno general.

Está, pues, descorrido el velo que encubria la política francesa, y México sabe ya á qué atenerse respecto de los que venian ofreciéndole intervencion amistosa y pacífica, con la mira solapada de arrebatarle su independencia y su libertad.

Los señores comisarios de la Gran Bretaña y de la España, fieles á los pactos contraidos en la Soledad, se separan, obrando con una cordura y una justificacion, que acreditan bien en su intencion no ha sido otra que la que han manifestado desde su llegada; esto es, contribuir á la pacificacion de México, y asegurar para lo futuro el cumplimiento de sus respetivos tratados.

El gobierno constitucional comprende á fondo toda la grandeza y la dignidad de esta conducta, y corresponderá á ella, distinguiendo á esas dos naciones amigas con testimonios de gratitud y de benevolencia, que estrecharán de un modo duradero los antiguos vínculos que con ellas le han unido.

Los comisarios franceses, careciendo hasta de pretexto para faltar á lo que prometieron en la Soledad, se apoderan de un renegado mexicano y degradan su bandera cubriendo con ella al traidor, que vuelve á su país, trayéndole en cambio de los beneficios de que le ha colmado, la guerra extranjera, nuevo combustible para atizar la guerra civil que estaba al extinguirse.

Es una fortuna para México haber traido la cuestion á este terreno y encontrarse frente á frente de una situacion tan grandiosa. El pueblo mexicano conquistó su independencia sin auxilio extranjero, y ha dejado una historia de su insurreccion, que parece una epopeya por los rasgos sublimes de patriotismo de que está sembrada.

El pueblo mexicano conquistó la reforma con una heroicidad y una moderacion el dia del triunfo, que han merecido la admiracion de los contemporáneos imparciales; y sin otra ayuda que su fé en las ideas del siglo, abatió el coloso clerical, respetando la religion. Marcó el hasta aquí á los abusos y enalteció el dogma, emancipándolo de la liga de oro que le unia con el poder civil.

El pueblo mexicano, que en pocos años ha consumado dos obras tan grandes, no puede ser esclavizado por ninguna nacion del mundo, y puede luchar y luchará en esta vez, como en otras, para probar que tiene vida para ser independiente, que tiene inteligencia para ser progresista, que tiene valor para defender el suelo en que le colocó la Providencia.

La Francia es la nacion que ménos motivos de queja tiene respecto á México. Su deuda, por insignificante, no merece ese nombre. Sus nacionales, simpáticos por organizacion con los mexicanos, son ya nuestros hermanos, y la revolucion reformista los identificó con nosotros, asimilando sus sufrimientos y sus intereses con los nuestros. Francés, liberal é ilustrado, son sinónimos; son los títulos de fraternidad para con los mexicanos liberales.

¿Cómo, pues, ha podido cambiar la bandera francesa sus timbres de libertad y de gloria, por los de retroceso, traicion y deslealtad?

El gobierno mexicano se siente fuerte, porque se siente justo: se ha conducido en el curso de las negociaciones, con la mesura y circunspeccion que ha visto todo el mundo; y aunque ocupado su primer puerto, no ha roto las hostilidades, manteniéndose en la actitud firme del que está dispuesto á hacer justicia, pero firmemente decidido á no dejarse arrancar su independencia y su soberanía.

Bajo esta inteligencia, se han dictado ya las órdenes correspondientes al C. general en jefe del ejército de Oriente, para que vigile las operaciones del ejército francés y obre con arreglo al plan que de antemano se le tiene aprobado, para rechazar la agresion; pero el C. presidente me manda encarezca á vd. la apremiante necesidad, de que vd. haga venir á la mayor brevedad posible, el contingente señalado á ese Estado, y ponga sobre las armas á la guardia nacional. Cuando se trata de guerra extranjera, todos los mexicanos, sin excepcion, son soldados, y la caja del ejército es la propiedad de todos y cada uno de los hijos de la República.

El supremo gobierno recomienda á vd., bajo su más estrecha responsabilidad, el cumplimiento del decreto que hoy se ha expedido, siendo tanto ménos disculpable cualquiera omision de parte de esa autoridad, cuanto que como vd. verá, se conceden á vd. amplias facultades para obrar sin dilatacion.

Se recomienda á vd. finalmente, la publicacion y circulacion de todos los documentos oficiales, que atestiguan el uso que el ejecutivo ha hecho de las facultades que le concedio el Legislativo, para que la nacion entera se satisfaga de que el gabinete, reservado cuando ha convenido al buen éxito de las negociaciones, no ha hecho nada que deba ocultarse á los ojos de sus comitentes, pues tienen el orgullo de haber salvado la Independencia, la Libertad y el buen nombre de la República.

 

Libertad y Reforma. México, etc. -- Doblado.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dublán Manuel y José María Lozano. Legislación mexicana ó colección completa de las disposiciones legislativas expendidas desde la Independencia de la República. México. Imprenta del Comercio a cargo de Dublán y Lozano, hijos, 1876-1912. Docto. No. 5594