Home Page Image

Edicion 2017

Edición Web Limitada

Autora: Doralicia Carmona Dávila.

© Derechos Reservados
ISBN 970-95193

El contenido de la Memoria está a disposición como apoyo didáctico para los docentes de historia. Solicítelo en el siguiente enlace:

Solicitud de Descarga

Contacto:
MemoriaPoliticadeMexico@gmail.com

 
 
 
 
 

 


 


Felipe V asume el trono de España que iniciará las llamadas reformas borbónicas, de gran trascendencia en Nueva España.

15 de noviembre de 1700

Nieto de Luís XIV de Francia y Duque de Anjou, a los diecisiete años de edad inicia la dinastía de los Borbones en España, al morir el 1º de noviembre pasado, Carlos II, de la dinastía de los Habsburgo, su tío abuelo, sin descendencia alguna. Contraerá matrimonio el 2 de noviembre de 1701 con María Luisa Gabriela de Saboya, su prima, y a la muerte de ésta con Isabel de Farnesio el 24 de diciembre de 1714.Su reinado será el más prolongado de la historia española, gobernará hasta su fallecimiento el 9 de julio de 1746, excepto durante un breve periodo del 10 de enero al 6 de septiembre de 1724, cuando abdicará a favor de su primogénito Luís I, y al morir éste de viruela, reasumirá el trono.
 
Su precaria salud lo hará pasar por largos periodos de demencia y depresión, durante los cuales ejercerán el poder sus ministros, como José del Campillo y Cossío, o personajes como la princesa de los Ursinos o Isabel de Farnesio, su segunda esposa. Por lo que se le conocerá como el “Animoso”.

Durante su reinado enfrentará, junto con Francia, la guerra de Sucesión Española (1702-1714) en contra de la Gran Alianza de Haya que pretenderá le trono de España para el Archiduque Carlos, de la dinastía de los Habsburgo. En 1717 librará otra guerra, que perderá, contra la Cuádruple Alianza para recuperar los territorios italianos antes dominados por España. En 1726 volverá a la guerra contra Inglaterra. Dos de los Pactos de Familia firmados entre las monarquías de España y Francia, ambas de la Casa de Borbón, harán participar a España en las guerras europeas durante su reinado.

Felipe V sabrá rodearse de ministros franceses, italianos y españoles que realizarán importantes reformas que centralizarán el poder y unificarán la administración pública: se organizará el estado español en provincias gobernadas por un capitán general y una audiencia leales al rey, y se crearán intendencias provinciales, siguiendo el modelo francés, para la administración económica y financiera.

Pondrá la administración pública en manos de profesionales nombrados por el rey conforme a su preparación y competencia, cuyo desempeño se ajustará estrictamente a leyes y reglamentos precisos, y sujetos al control y a la rendición de cuentas. En materia hacendaria, se centralizarán los ingresos reales, es decir, se transferirá el cobro de impuestos efectuados por particulares a funcionarios reales.

Felipe V reorganizará el ejército conforme al modelo francés de brigadas, regimientos, batallones, compañías y escuadrones. De igual modo, construirá nuevos astilleros y barcos para modernizar la armada española, que dominará el Atlántico y el Mediterráneo occidental, pese al control inglés de Gilbraltar y Menorca..

Fomentará la intervención del Estado en la economía a favor de la agricultura y mediante la creación de las llamadas manufacturas reales.Aumentarán los impuestos y se crearán aduanas, encargadas de recaudar los impuestos del comercio interior y exterior. Por medio de medidas mercantilistas, como la prohibición de importar textiles o exportar granos o la creación de compañías privilegiadas de comercio, tratará de recuperar el comercio con sus posesiones de ultramar en poder de franceses e ingleses y de combatir el contrabando.

Limitará el poder del Arzobispado y las funciones de los obispos. El control de la educación pasará a manos del Estado y se reformará a fondo la educación universitaria.Se crearán nuevas instituciones de educación superior llamadas “colegios mayores”, administrados por el Estado, como el Colegio de Minería, que contarán con un sistema de provisión de becas. Se establecerán academias científicas  y humanísticas, como la Real Academia Española y la Real Academia de Historia, complementarias de las reformas educativas y culturales.

Las reformas iniciadas durante su reinado, llamadas borbónicas, se reflejarán en la política y administración de la Nueva España. Felipe V ordenará tres visitas o inspecciones (1710, 1716 y 1729) para determinar la situación de la colonia y en su caso, aplicar medidas ya implantadas en la metrópoli, como la incorporación a la corona de los cargos importantes de la Casa de Moneda, con lo cual dejaron de venderse al mejor postor a partir de 1732. El historiador Céspedes del Castillo da cuenta del cambio señalando que mientras en los siglos anteriores a Felipe V, las autoridades coloniales sólo acataban pero no cumplían las leyes y ordenanzas, a partir de las reformas, la nueva fórmula fue: "Obedezco, cumplo e informo de haberlo hecho con rapidez y exactitud".

En España, Felipe V será el constructor del Palacio Real  de la Granja de San Ildefonso, del Palacio Real de Madrid y el autor de modificaciones importantes en el Palacio de Aranjuez. Durante su reinado, se introducirá en España el estilo rococó.

Felipe V morirá en Madrid el 9 de julio de 1746. Su mausoleo se ubicará en el templo del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso, cercano a Segovia.

 

Doralicia Carmona. MEMORIA POLÍTICA DE MÉXICO.